Devocional Marcos 14:30

Publicado por Victory Outreach Cuba en

Leemos en esta mañana la palabra del Señor en Marcos 14:30
“Y le dijo Jesús: De cierto te digo que tú, hoy, en esta noche, antes que el gallo haya cantado dos veces, me negarás tres veces. Mas él con mayor insistencia decía: Si me fuere necesario morir contigo, no te negaré. También todos decían lo mismo.”

Este es uno de los momentos más emocionantes y desgarradores de la historia del Maestro; habiendo Judas ya decidido traicionarle partieron hacia El Monte de los Olivos y allí Jesús les dice como todos le darían la espalda en la noche de este día. Por supuesto el intrépido Pedro no podía escuchar aquellas palabras de su amado Señor sin reaccionar:
-¡¡¡Aunque todos se escandalicen, yo no!!!- le dijo a Jesús
-De cierto te digo que tú, hoy, en esta noche, antes que el gallo haya cantado dos veces, me negarás tres veces- fue la dolorosa respuesta de Jesús a su discípulo más audaz.

¿Quien le iba a decir a Pedro que un día negaría a Jesús no una sino tres veces en cuestión de una noche?

Estoy más que convencido que Pedro jamás creyó esas palabras de Jesús en particular, ¿negarle yo? Jamás -se decía a sí mismo- antes daría la vida mil veces por ti.

Hermoso y genuino el deseo de lealtad incondicional de Pedro para con Jesús, pero esta noche la realidad sería otra.

Le negó, ¡SI!, y de que manera.

El miedo se apoderó de él, como del resto de los discípulos y todos los que juraron estar a su lado salieron huyendo para salvar sus vidas.

Un escenario traumante en gran manera desconcertante; está bien que los fariseos quisieran su muerte, aceptamos que la multitud le haya dado la espalda, podemos pasar que hasta Judas le traicionara porque nunca fue de corazón puro pero, ¿y el resto? ¿ y los otros 11? Pedro, Juan, Jacobo, ¿qué les pasó?

Ese día nada importó, ese día se escribió el abandono más cruel y bajo, ese día ellos le dieron la espalda a su Salvador, al Rey del Universo, al Hijo de Dios, a Dios……!

¿Juzgarles? Yo no lo haría si fuera tú porque hoy en día muchas son las ocasiones en que nosotros cómo Pedro negamos al maestro y no una, ni dos, ni siquiera las tres veces contadas de Pedro, sino que cientos de veces le damos la espalda y pisoteamos con nuestros actos y pensamientos el sacrificio que hizo Jesús por todos nosotros, por amor.

Alcance Victoria Cuba 🇨🇺 por favor iglesia llamémonos a capítulo, en esta semana entremos en un tiempo de introspección, analicémonos a nosotros mismos, saquemos la viga de nuestro ojo antes de mirar la paja en el de nuestro hermano, pero sobre todo arrepintámonos.

Este es un buen tiempo para que vengamos humillados ante la presencia del Padre reconociendo nuestras faltas, pidámosle que perdone todas las veces que consciente e inconscientemente le hemos fallado, le hemos negado. Pidámosle a nuestro Señor que nos redima una vez más con su sangre preciosa y que nos ayude a caminar como es digno delante de él, en santidad y en pureza.

Enamorémonos cada día más de aquel que nos amo tanto y que dio toda su vida en una cruz para que nosotros viviéramos en y a través de él.

Dios les bendiga mucho.
Ps. Abel Pérez

Categorías: Devocionales